Mi propio blog, con casino y furcias

¡Ah! ¿No hay sitio para mi en vuestros blogs, eh? ¡Vale! Me construiré mi propio blog. Con casino. ¡Y furcias!

miércoles, octubre 17, 2007

Pla se quema, oe oe; Pla se quema, oe oe


EDITADO a las 19:50 del 18/10/07: ¡SÍ! Body count, body count...

EDITADO (II) a las 20:32 del 18/10/07: Salir de Málaga para caer en Malagón. El presidente de la gestora va a ser Joan Lerma. Viva la renovación.

Desde hace muchos años, la mayoría de los valencianos nos hacemos una pregunta:

¿Por qué en una comunidad tradicionalmente progresista lleva gobernando el Partido Popular doce años, y cuatro más que nos quedan?

La respuesta inmediata a eso es: "Porque somos idiotas".

Respuesta que, no lo niego, cumple con los requisitos de la navaja de Ockham, es bastante glamourosa y presenta la suficiente dosis de autodesprecio (cualidad que, junto al meninfotisme y el amor por la pólvora, constituyen el hecho diferencial valenciano).

Pero si entramos un poco a fondo en el asunto, veremos que es insatisfactoria. Si los valencianos fuéramos idiotas, ¡nos dejaríamos engañar tanto por el PP como por la oposición! Y sin embargo, desde hace doce años las fuerzas de izquierda van perdiendo cada vez más fuerza. Así que, aparte de nuestra posible idiocia, debe haber algo más.

Y en mi modesta opinión, lo hay. Hay tres razones, al menos, que explican que la izquierda valenciana se encuentre en una situación lamentable, y sin visos de mejorar:

1. La polémica sobre las señas de identidad. No voy a entrar en detalles porque requeriría un monográfico, pero ¿es casualidad que las fuerzas más castigadas por el electorado sean las más beligerantes en el catalanismo? ¿Y es casualidad que el PP se haya hecho con el caladero electoral de Unió Valenciana?

2. Imagen de adoptar decisiones estratégicas perjudiciales para Valencia. El ejemplo paradigmático es el trasvase del Ebro; no voy a entrar en si era o no la mejor opción, pero el PSOE decidió derogarlo simplemente porque esa opción le daba en Aragón y Cataluña más votos que los que habría obtenido en Valencia y Murcia si no lo derogaba. Lo mismo cabe decir sobre otras decisiones, tales como la oposición al Gran Premio de Fórmula 1, a la America's Cup, etc... Insisto: no se trata de si esas decisiones eran o no "correctas" (yo creo que no lo eran, pero eso no viene al caso); se trata de que al PSOE no le ha importado dar la imagen de que pensaba oponerse a cualquier cosa que el PP presentara como beneficiosa para Valencia. Y al fin y al cabo, la política es, sobre todo, imagen.

3. Pero, sobre todo y ante todo, por que los dirigentes de la izquierda valenciana son una banda de gañanes. De Compromís hablaremos otro día con más calma (la coalición electoral más efímera de la historia: apenas unos meses después de las elecciones ya se han disuelto, y con un poco de suerte de ésta se cargan a Esquerra Unida y así deja de sufrir), pero hoy nos vamos a centrar en ese cenutrio llamado Ignasi Pla.

Pla, probablemente el político más inútil de la historia de España (incluyendo expresamente al Duque de Lerma y al Conde Duque de Olivares) llegó al poder en el PSPV-PSOE de forma sorprendente en 1999. En aquella época (como casi siempre) el PSPV era una especie de gallinero sin orden ni criterio, tras el batacazo electoral que tiró a Lerma de la poltrona para poner en ella a Zaplana, alias "el cartagenero ese que está en política para forrarse".

(Nota: Que conste que tengo muy buenos amigos en Cartagena y no tengo nada en contra de los cartageneros como comunidad, pero tíos, lo de mandarnos a Zaplana y a Trillo no tiene perdón).

Pero estamos hablando del PSPV. En aquel momento de crisis, el sector "oficial" del partido respaldaba al político actualmente conocido como Ciprià Ciscar, que antes se había hecho llamar Cebrià y que aún antes se llamaba Cipriano. Pero, incomprensiblemente, un casi desconocido Pla (cuyas únicas funciones anteriores habían sido ser secretario técnico del Institut Valencià de la Joventut y asesor de la Concejalía de Cultura del Ayuntamiento de Valencia, como podéis comprobar en su biografía oficial) se hace con la Secretaría General en el Congreso Extraordinario. Supongo que muchos pensaron que peor que Císcar no lo podía hacer. Se equivocaban: la incapacidad de Císcar era limitada, la de Pla no lo ha sido.

La primera tarea de Pla son las elecciones generales de 2000. El PP arrasa en Valencia, pero nadie piensa en pedirle responsabilidades; al fin y al cabo, es joven e inexperto.

En 2003 consigue una leve mejora. El PSOE le recorta UN (1) diputado al PP en las autonómicas. A pesar de que considerando el entorno esto tendría que haber sido considerado un fracaso (guerra de Irak, Trillo desencadenado, Aznar iniciando su carrera de humorista de vanguardia con intervenciones como la del yellow submarine, Zaplana lejos de Valencia, un candidato del PP como Camps que era desconocido para el gran público), como al final se había ganado un diputado, pues mira, a dar palmas con las orejas.

En 2004, con la que estaba cayendo, Pla vuelve a fracasar. A pesar de que el PSOE ganó a nivel nacional, el PP gana sin problemas en Valencia: consigue en toda la Comunitat 1.242.800 votos (46,78%) y 17 escaños. El PSOE, 1.127.700 votos (42,45%) y 14 escaños. Nuevamente se escaquea de asumir cualquier responsabilidad (con la excusa de que si sumabas sus resultados y los de Esquerra Unida empataban en votos con el PP).

Y en 2007 ya ha sido la intemerata. Era de esperar de un líder que, después de pactar un contenido para el Estatut, se pone a bailar la yenka ("izquierda, izquierda, derecha, derecha, delante, detrás") cuando el susodicho Estatut llega a Madrid y pacta con Izquierda Unida algo distinto a lo que había aprobado en Valencia. "Long story short", que dicen los ingleses, Pla fracasa en toda regla: el PP obtiene 1.272.369 votos (52,22 %), mientras que en las de 2003 se había quedado en 1.144.110 (46,92 %). El PSOE obtiene 833.737 votos (34,21 %), casi trescientos mil votos menos que en las generales de 2004. Claro que tiene sentido si pensamos que la principal aportación de Pla a la campaña fue la de simplificar su nombre, pasando de "Joan Ignasi" a "Ignasi" a secas.

Pero de asumir responsabilidades, ni por esas. Después de esto dijo que sí, que vale, que se habia equivocado pero que de dimitir, res de res.

Foto tomada meses después de estas elecciones.
Sin comentarios.

Afortunadamente nos queda poco de sufrirlo. Al parecer, una constructora le hizo unas reformas en su casa por importe de 78.000 euros. Y no ha pagado la factura. Desde hace seis meses. Y, ¡oh, sorpresa!, se trata de una constructora especializada en obra pública y que ha recibido muchas adjudicaciones donde gobierna el PSOE. Pla ya ha dado "explicaciones" (absolutamente alucinantes: "yo no sé nada", "era mi mujer la que lo gestionaba", "es que lo he hecho a través de un amigo"), y aunque parecía que se seguía resistiendo, a última hora ya está meditando su dimisión.

Joder, a ver si al fin es verdad. Con un poco de suerte, el PSPV tendrá algo decente que presentar a las próximas elecciones y podremos dejar de avergonzarnos de ser de izquierdas y valencianos.

Etiquetas: ,

9 comentarios:

  • A las 9:36 a. m. , Blogger José.Fabregat ha dicho...

    Mira que pienso que no lo has hecho adrede, pero "Hitler no era tan malo" y luego un artículo de Ignasi Pla, casi parece que estés dando a entender que si tuvieras que elegir...

    Tampoco seré yo el que te quite la razón, mejor un dictador fascista pero eficiente que un politicucho supuestamente de izquierdas que luego tiene los trapos sucios que tiene el psoe en esta nuestra comunidad.

    Al menos contra Hitler uno podía organizar una resistencia.

     
  • A las 12:06 p. m. , Anonymous Sergio ha dicho...

    La estrategia de los partidos políticos va encaminada a conseguir en las generales los votos necesarios para gobernar, es decir, les basta con contentar a la mitad más uno del electorado. Para ello se han "repartido" las autonomías y dedican más esfuerzo a conservar las que tienen antes que "reconquistar" las perdidas. En cuanto el equilibrio empieza a decantarse por una opción, ya no hay vuelta atrás (o es extremadamente difícil revertir la tendencia) y menos cuando el gobierno central está en manos de la oposición autonómica y nos encontramos con cosas como las del punto 2 (a las que habría que añadir, por ejemplo, el AVE, que pasará antes por Valdepeñas que por Valencia o agravios comparativos como que se hayan gastado más dinero en la candidatura preolímpica de Madrid que en la America's Cup una vez ya concedida). La verdad, no estaría mal que para variar algún partido político se olvidara de los votos y se dedicara a gobernar buscando la mejor opción posible para todos de acuerdo con su programa (y separando los intereses locales, autonómicos y nacionales). A lo mejor se quemaba y le daban por todos lados, pero quién sabe... quizás hasta conseguían algo de credibilidad.

    PD: Respira hondo un par de veces antes de contestar al de antes.

     
  • A las 3:02 p. m. , Blogger Casinoyfurcias ha dicho...

    "José.Fabregat dijo...
    Mira que pienso que no lo has hecho adrede, pero "Hitler no era tan malo" y luego un artículo de Ignasi Pla, casi parece que estés dando a entender que si tuvieras que elegir..."

    Hm, no, son dos entradas independientes y además, ese "Hitler no era tan malo" lleva una carga de ironía bastante evidente. Pero por si quedan dudas, repetiré el credo que hemos adoptado en innumerables partidas de "Kult":

    "El nazismo es malo. Las go-gos son buenas."

     
  • A las 3:07 p. m. , Blogger Casinoyfurcias ha dicho...

    "Sergio dijo...
    La verdad, no estaría mal que para variar algún partido político se olvidara de los votos y se dedicara a gobernar buscando la mejor opción posible para todos de acuerdo con su programa (y separando los intereses locales, autonómicos y nacionales)".

    Con un sistema electoral como el nuestro, eso es totalmente inviable. Para ello necesitaríamos un sistema de circunscripciones pequeñas y un único representante por circunscripción, como en Gran Bretaña. Eso permite que los electos se opongan a su partido en los casos en que sabe que en su circunscripción se lo agradecerán.

    Pero con un sistema como el nuestro (listas cerradas y bloqueadas, circunscripciones provinciales, etc) al final se acaba votando una "idea" más o menos difusa: la de ser "de derechas" o "de izquierdas". Eso, desde el votante. Desde los partidos, las decisiones se adoptan por pura estrategia: me conviene potenciar a esta Comunidad porque aquí saco más votos que en esta otra, que es un feudo del partido contrario.

    Lamentablemente, tenemos lo que nos merecemos.

     
  • A las 4:21 p. m. , Blogger Elenya ha dicho...

    Me hace muy feliz leer que se piensa retirar de una vez. En casa le llamamos "cariñosamente" el tonto (bueno, el otro es el mentirós). Pero, a ver con qué nos sorprenden ahora.

     
  • A las 5:24 p. m. , Blogger José.Fabregat ha dicho...

    Hombre, lo mío también era sarcasmo, sobre todo la parte del fascista eficiente, está en la linea de "al menos el nazionalsocialismo era una ideología" de la peli de El Gran Lebowski

     
  • A las 2:40 p. m. , Anonymous Pako ha dicho...

    Yo sinceramente espero que la capacidad de cagarla del PSPV haya tocado fondo, porque como nos encasqueten a otro "Pla" o a una "Alborch", nos podemos olvidar de que esta "nuestra comunidad" deje de ser un fortín del PP y empezemos a practicar esa cosa tan hermosa que es la alternancia política en el poder.

    P.D. A lo mejor es cosa mía, pero creo que el contenido político de tu blog ha aumentado bastante ultimamente.

    P.D. (2) El codigo de verificación me parece un coñazo. Si, ya se, spaces es mucho peor.

     
  • A las 3:22 p. m. , Blogger Casinoyfurcias ha dicho...

    "Pako dijo...
    Yo sinceramente espero que la capacidad de cagarla del PSPV haya tocado fondo"

    Yo esperaba eso, pero visto que han nombrado a Lerma como Presidente de la Gestora, pues lo dudo mucho...

    "Pako dijo...
    P.D. A lo mejor es cosa mía, pero creo que el contenido político de tu blog ha aumentado bastante ultimamente".

    Hmmm... no sé, yo me limito a hacer como siempre, colgar lo que me llama la atención. No es culpa mía si Mayor Oreja y Pla han estado dando el cuadro (y aún faltan un par de entradas más "desarrolladas" sobre otros temas). En todo caso, me apunto poner más tías en bolas, para compensar.

    "Pako dijo...
    P.D. (2) El codigo de verificación me parece un coñazo. Si, ya se, spaces es mucho peor."

    Es un coñazo, pero también es un sistema que limita mucho la actuación de spammers y demás mala gente, y más eficiente que el tener los comentarios "moderados".

     
  • A las 5:09 p. m. , Anonymous Pako ha dicho...

    Lo de mayor contenido político, es simplemente una observación. Eso si, el incremento en tu blog de imagenes "edificantes" es algo que cuenta con mi apoyo incondicional.

    P.D. Lo del codigo de verificación es una pequeña pataleta por todas las veces que he fallado a la hora de intentar descifrar si un simbolo era un cero o la letra "o" p.ej. Parece que hay webs en las que estén haciendo algún tipo de test psicológico, en lugar de poner algo inteligible como las de megaupload y similares, en fin...

     

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal