Mi propio blog, con casino y furcias

¡Ah! ¿No hay sitio para mi en vuestros blogs, eh? ¡Vale! Me construiré mi propio blog. Con casino. ¡Y furcias!

domingo, febrero 24, 2008

La conspirasión es eclesiástica

Después de casi una semana reflexionando, me doy cuenta de que lo que dije en la última entrada no es completamente correcto.

He necesitado un poco de tiempo para llegar a esta conclusión, pero lo que el Dr. Gómez ha puesto de manifiesto es, ni más ni menos, que la prueba irrefutable de que la Iglesia sabe que lo que ocurre en la Tierra no es voluntad de Dios.

¿Que no? Analicemos, analicemos el texto del Padrenuestro:

Padre Nuestro, que estás en los Cielos

Vale, esto está claro. Tiempo verbal: presente de indicativo. Se expresa lo que, en opinión del emisor, es una verdad constatable: que el Padre Nuestro está en los Cielos. Pero sigamos:

Santificado sea tu nombre
Venga a nosotros tu Reino

¿Ein? ¿Presente de subjuntivo? Al igual que en el caso denunciado por el Dr. Gómez, esto indica un deseo o una necesidad. Eso significa que el nombre de Dios no es santificado por sí mismo, sino que tiene que ser santificado. Lo del Reino quizá tenga más sentido que esté en subjuntivo, pero que la Iglesia reconozca que el nombre de Dios no es sagrado, pues tiene su importancia. Aunque nada comparado con lo que viene a continuación:

Hágase tu voluntad, así en la Tierra como en el Cielo

¿Más subjuntivo? ¿Hágase? Eso significa que la Iglesia declara (¡y ni más ni menos que en el Padrenuestro!) que sabe que ni en la Tierra ni en el Cielo se hace la voluntad de Dios.

Joder.

Una conspirasión de dos mil años, puesta de manifiesto por un filólogo con mucho tiempo libre. Con menos de esto, Dan Brown se ha forrado...

Etiquetas:

1 comentarios:

  • A las 12:07 a. m. , Anonymous Sergio ha dicho...

    Se trata de imperativo. La formas de primera persona (plural) y tercera persona (singular y plural, para órdenes impersonales o construcciones formales) son coincidente con el presente de subjuntivo.

    También se usa la forma de presente de subjuntivo para el imperativo negativo (en todos los casos).

    Fdo: El Corrector Enmascarado, en defensa de la gramática

     

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal